El metodo Steffen: ¿Abordaremos más rápido?